en es #HuescadeCine - Del 17 al 25 de Junio 2016

Jean-Claude Carrière, Premio Luis Buñuel del 44 Festival Internacional de Cine de Huesca

Jean-Claude Carrière, Premio Luis Buñuel del 44 Festival Internacional de Cine de Huesca

El festival reconoce así su intachable trayectoria que destaca “por ser una pieza clave en la historia del cine, su estrecha relación con Buñuel y sus inicios en el mundo del cortometraje”.

El Premio “Luis Buñuel” del 44 Festival Internacional de Cine de Huesca será para el guionista, actor, director y dramaturgo francés Jean Claude Carrière, referente del cine de autor europeo y artífice de algunas de las películas más destacadas de nuestro continente y Estados Unidos durante las últimas seis décadas. Carrière, ganador de dos premios Oscar, recogerá el premio en una gala que rendirá homenaje a su figura y a toda su filmografía. El galardón es un reconocimiento al que Carrière se siente muy ligado por su estrecha relación con el director turolense, junto a quien escribió nueve guiones de los cuales seis se convirtieron en película.

Jean-Claude ha trabajado con un gran número de directores que han marcado la historia del séptimo arte, ha escrito para Jacques Tati, Jean-Luc Godard, Louis Malle, Milos Forman, Costa Gavras, Andrzej Wajda o Luis García Berlanga. De su relación con Buñuel, que se extendió casi 20 años, surgieron títulos como Diario de una camarera, Belle de jour o Ese oscuro objeto del deseo; trabajos en los que, en diversas ocasiones, también intervino como actor.

Su filmografía como guionista abarca casi 150 títulos donde, además de los realizados con el genio aragonés, hay películas como El tambor de hojalata (1979), La insoportable levedad del ser (1988), Valmont (1989), Cyrano de Bergerac (1990), Los fantasmas de Goya (2006) o en 2012 El artista y la modelo de Fernando Trueba, trabajo por el que fue nominado a los Premios Goya.

Como actor, entre sus más de 30 trabajos, destacan obras como Copia Certificada, de Abbas Kiarostami, o Buñuel y la mesa del rey Salomón, de Carlos Saura, quien también recibió esta distinción del certamen oscense hace dos años.

Para la organización del Festival, sus inicios en el mundo del cortometraje, dotan al premio de un sentido aún mayor: “Es un privilegio premiar a un maestro como Jean-Claude; que empezase como director de cortometrajes, donde además recibió su primer Oscar, es un motivo más para revindicar la importancia de este formato. Es un honor y un referente para nuestro festival”, afirmaba Garanto. Carrière comenzó en 1961 con el corto Rupture y sería un año después cuando, junto a Pierre Étaix, se alzase con el Oscar al mejor cortometraje por  Heureux anniversaire. Su tercer corto fue La pince à ongles junto a otro grande del cine de nuestro tiempo, Milos Forman. Por este trabajo fueron distinguidos en el Festival de Cannes con el Gran Premio del Jurado.

Jean-Claude Carrière, “el guionista” del séptimo arte

Jean-Claude Carrière nació en Colombières-sur-Orb, Hérault (Francia), el 19 de septiembre de 1931. Graduado en literatura e historia, con tan sólo 24 años publica su primera novela. Sus inicios en el mundo del cortometraje como director le llevaron a conocer en 1963 durante el Festival de Cannes a Luis Buñuel, quien buscaba un co-guionista para su proyecto Diario de una camarera, su profundo conocimiento de las provincias francesas fue la clave para sellar esta relación que se extendería durante casi 20 años, alumbrando alguno de los trabajos más aclamados del director de Calanda, así como las memorias del genial turolense, bajo el título Mi último suspiro.

El espíritu renacentista de Carrière le hace firmar incontables obras, adaptaciones de teatro, ensayos y canciones para Boris Vlan, Juliette Gréco o Brigitte Bardot, además de ser el dramaturgo titular del británico Peter Brook en los últimos 35 años. Con una sólida y extensa carrera a sus espaldas, en 2011, el Gobierno de España le concede la Orden de las Artes y las Letras, uniendo su nombre al de otros grandes como Oscar Niemeyer, Placido Domingo o Richard Serra. La Academia de Hollywood le reconoció de nuevo en 2014 con el Oscar honorífico a toda su carrera y que lo encumbra como uno de los máximos exponentes del surrealismo francés.

FOTO: Pascal Gros